>>>

  • La solución más práctica y menos agresiva de eliminar ese vello para siempre. La fotodepilación IPL consiste en debilitar la raíz del vello hasta que ésta deja de tener fuerza para crecer, con lo que se consigue que la zona tratada deje de tener vello.
  • IPL como rejuvenecimiento de la piel, consiste en activar la producción de nuevo colágeno. Se recomienda de seis a ocho sesiones y dos o tres veces al año como mantenimiento, así conseguiremos que la piel obtenga los niveles adecuados de colágeno para evitar que se vuelva más delgada y consecuentemente pierda elasticidad y produzca flacidez, observando los avances desde la primera sesión.
  • IPL como eliminación de manchas de pigmentación, este mecanismo hace que aumente la temperatura de estas células, produciéndose una desnaturalización de la melanina que posteriormente es eliminada por los macrófagos y reemplazada por células nuevas.Se realizarán las siguientes sesiones en la misma zona con intérvalos de 6 a 8 semanas.
  • IPL para arañas vasculares, en este caso el cromófobo que atacamos es la hemoglobina que está en los capilares. Esta observa el calor y ataca el endotelio capilar, desencadenando una cicatrización con oclusión vascular.
  • IPL como tratamiento del ACNÉ, a diferencia de otros tipos del mercado, la IPL es mucho más eficaz a la hora de activar las moléculas de porfirina, que liberan las bacterias y por medio de una reacción fotoquímica las hace desprender oxígeno. Este oxígeno mata las bacterias que provocan el acné que son anaeróbicas. Por otra parte utilizamos la luz infrarroja de baja frecuencia que tiene a su vez efecto antiinflamatorio. Para este tratamiento se necesitan dos veces por semana durante un mes.
  • La IPL, también puede tratar enrojecimiento vascular, la aparición de rosácea, manchas de pigmentación menores, daño solar, textura de la piel y estructura del colágeno en un mismo momento.